| Rose Glass

Saint Maud
| La imborrable marca del diablo en la promiscua

Una cuidadora muy sola desarrolla dependencia de su enferma. Su inhabilidad social y sexualidad errática forman parte de una maldición a prueba de conversiones religiosas. Así lo narra Rose Glass: con pena, con calma, pero también con horror y crueldad.

0

¿Quieres recibir semanalmente nuestro nuevo contenido?