Lo mejor de 2010
| Un año loco y bajo tierra

Un resumen de las mejores películas que vieron la luz durante el año 2010 en su país de origen.

Aunque con cierto retraso con respecto al listado del año pasado, aquí está nuestra particular visión de un 2010 que no resultó ser tan nefasto como parecía en un principioUn año en el que hay 10 filmes dignos de engrosar una lista como esta no puede ser un mal año, sobre todo teniendo en cuenta que no en todas las añadas podemos disfrutar de gran cine, como sí fue el caso de este.

Este ciclo incorporamos una pequeña modificación con respecto al anterior, y es que las cintas que entramos a considerar son las estrenadas a lo largo de 2010 en su estreno original, no en España, porque al final acaba dando lugar a equívocos que queremos evitar. De esta manera faltarán en la lista filmes que de la otra manera sí estarían dentro, como la magnífica Two Lovers de James Gray, que aun siendo una película que data de 2008, se estrenó en nuestro terruño en el pasado mayo. Pero por otro lado consideramos que hablar de las cintas que sí se han estrenado en el ya difunto 2010 es ser mucho más fiel y justo con respecto a la calidad real de un año en particular (aunque ello lleve a no poder entrar a valorar filmes como Cisne Negro, lo último y esperado de Darren Aronofsky, ya que aún no pude echarle un vistazo)

Y sin más dilación, procedemos con la lista y un pequeño comentario de cada uno de los filmes, esperando que os inste a comentar o, en el caso de que alguna se os haya escapado, darle una oportunidad:

1 – Shutter Island (Martin Scorsese)

2 – Enterrado (Rodrigo Cortés)

3 – Nunca me abandones (Mark Romanek)

4 – Origen (Christopher Nolan)

5 – La red social (David Fincher)

6 – Camino a la libertad (Peter Weir)

7 – Toy Story 3 (Lee Unkrich)

8 – Tron: Legacy (Joseph Kosinski)

9 – The Town (Ben Affleck)

10 – El escritor (Roman Polanski)

Encabezan la lista lo último de Martin Scorsese y el español Rodrigo Cortés (aquí nuestro análisis). Creo que a estas alturas ninguno de estos dos largometrajes necesitan de presentación, aunque la obra del neoyorquino haya sido terriblemente obviada en todos los premios. Casualmente ambas entran a formar parte del género «de culto» del thriller psicológico, y las dos nos muestran una aproximación diferente al fenómeno de la locura humana, aunque desde lugares muy diferentes.

Captura de Nunca me abandones con Keira Knightley, Carey Mulligan y Andrew Garfield.

Le sigue la primera cinta que si mantuviéramos el criterio del año pasado no debería estar aquí. Nunca me abandones, de Mark Romanek es un drama enmarcado en un contexto de ciencia-ficción. El realizador, autor también de la infravalorada Retratos de una obsesión, nos regala la película más triste que servidor tuvo el placer de visionar en mucho tiempo. Increíbles Carey MulliganKeira Knightley y Andrew Garfield en una cinta que se te queda grabada en la retina para siempre. Podréis disfrutar de ella en nuestras carteleras el 11 de marzo.

Seguimos con dos apuestas de gran presupuesto. La red social, del gran David Fincher, y Origen, del monstruoso Christopher Nolan. La primera (más detalles en nuestro análisis) bien podría haber sido un ensayo sobre las nuevas tendencias tecnológicas, y la segunda venir firmada por Sigmund Freud. Dos maravillosas cintas con gran carga filosófica que no pueden faltar en la filmoteca de ningún aficionado al cine.

En el número 6 nos encontramos con lo último de Peter Weir, realizador que tiene en su haber, entre otras muchas, las maravillosas El club de los poetas muertos o El show de Truman. En este caso, y al estilo de Master and Commander, tenemos una historia llena de épica y aventuras, que alimentándose de una dirección exquisita y unas interpretaciones increíbles (no la veáis doblada, no cometáis el mismo error que yo) nos regala un lance basado en hechos reales que hará las delicias de cualquier espectador sediento de grandes historias. La tenéis ahora mismo en los cines, no os la perdáis.

Un fotograma de Camino a la libertad, de Peter Weir.

Seguimos con dos producciones para todos los públicos. En el número 7 está la última producción del gigante PixarToy Story 3, una cinta sobre la amistad y la infancia que tanto pueden disfrutar niños como adultos. No alcanza la magnificencia de otros largometrajes suyos como Wall-E o Ratatouille pero sí es una gran película digna de estar en cualquier lista. En el número 8 está la muy injustamente denostada Tron: Legacy. Si bien su libreto no es el de un filme de Tarantino, sí es el entretenimiento llevado a su mayor exponente, con unos efectos visuales de infarto (increíble que los Óscar hayan pasado por alto este detalle) y una banda sonora de los genios de Daft Punk aderezando la obra en su conjunto. Una digna evolución del cyberpunk de su original con un universo propio fascinante.

Y ya para terminar, dos muy interesantes filmes. En el número 9 la reafirmación como director del actor Ben Affleck, que después de la muy serena y disfrutable Adiós pequeña, adiós, nos presenta un thriller lleno de ritmo y buenas maneras como es The Town. Por no mencionar ese gran tiroteo, bebiendo directamente del gran referente a este respecto, Heat. Y en el número 10 está lo último del recientemente redimido Roman PolanskiEl Escritor, una obra que no se puede decir que no haya firmado él. La conspiración, el ambiente paranoico y las atmósferas opresoras son una vez más la constante en un filme que traslada al mundo de la política y la literatura de encargo las temáticas básicas de un cineasta que siempre tiene algo que ofrecer.

Terminamos así esta pequeña retrospectiva, concluyendo que para que un año sea bueno no tiene que haber 30 obras maestras. A mí, con que tenga 10 grandes filmes con los que disfrutar y sobrecogerme ya me parece una gran añada.



  • 15
  •  
  •  
  •  
Texto de David García Miño | © laCiclotimia.com | 11 febrero, 2011
  • 15
  •  
  •  
  •  



Texto de David García Miño
© laCiclotimia.com | 11 febrero, 2011

¿Quieres recibir semanalmente nuestro nuevo contenido?